Saltar al contenido

Arte Moderno

mayo 1, 2020
arte moderno

Para entender el verdadero significado del Arte Moderno debemos partir desde sus raíces, El arte.

Como muchos conocemos, el arte es considerado una de las primeras formas de expresión que usó la humanidad desde los albores de su desarrollo, incluso antes de la llegada del lenguaje articulado.

Las pinturas rupestres encontradas en cuevas donde solían habitar las primeras comunidades de homo sapiens servían para contar historias y transmitir la sabiduría acumulada a las siguientes generaciones.

Los bailes y canciones que estos primeros hombres practicaban eran su manera de alabar y pedir el apoyo de sus dioses.

El devenir histórico de la humanidad y el establecimiento de las primeras civilizaciones trajo aparejado el desarrollo del arte en sus diferentes manifestaciones, muchas de ellas surgieron con el tiempo.

Por otro lado, el arte ha servido para reflejar los sentimientos y pensamientos de los artistas, a la vez que responde también a los momentos históricos que se viven.

En consecuencia, los historiadores han clasificado y denominado los diferentes momentos históricos y sus manifestaciones artísticas.

Encontramos, de este modo el arte rupestre, el arte medieval, el Renacimiento, el Barroco, el arte moderno y el arte contemporáneo, por mencionar los más reconocidos.

¿Qué es el arte moderno?

que es arte moderno

Se considera arte moderno al grupo de manifestaciones y movimientos artísticos que se desarrollaron a finales del siglo XIX y a inicios del XX.

Es importante aclarar que aunque este arte se haya desarrollado en un período de tiempo específico, su nombre no se debe al mismo, pues la era moderna, como período histórico se desarrolló desde mediados del siglo XV hasta finales del siglo XVIII.

Según el país donde esta se desarrolló así fue el nombre que recibió, respondiendo, por supuesto, a los idiomas oficiales de estas naciones, fundamentalmente europeas.

  • Art Nouveau,en Bélgica y en Francia.
  • Jugendstil, en Alemania, los países nórdicos y Austria.
  • Modern Style,en los países anglosajones.
  • Nieuwe Kunst, en los Países Bajos.
  • Liberty o Floreale, en Italia.

Se ha considerado este arte como la corriente artística más prolífica de la historia debido al gran número de movimientos, estilos y tendencias que se desarrollaron durante este período.

El arte moderno vino a romper con los cánones preconcebidos del arte tradicional y de los que lo precedieron.

Los artistas utilizaron técnicas renovadoras y vanguardistas nunca antes usadas hasta el momento. En sus obras desfiguraban deliberadamente los objetos que representaban buscando una concepción poética de los mismos en lo que vino a denominarse como irracionalismo y a identificar el arte moderno.

Historia del arte moderno

Si bien ya mencionamos cómo el arte responde a los sucesos históricos en que se desarrolla, sería imprescindible conocer cuáles fueron aquellos hechos que marcaron un hito importante a lo largo de los siglos XIX y XX. 

Precisamente, estos fueron siglos convulsos de varios cambios en la vida de las personas y naciones.

Uno de los más importantes fue la segunda revolución industrial cuyo comienzo suele fijarse entre los años 1850 y 1870.

Esta revolución industrial permitió la maduración del sistema capitalista estableciendo sus pilares fundamentales.

Se realizaron innovaciones tecnológicas, científicas, sociales y económicas. Además, se extendió a un número mayor de países en Europa Occidental, Estados Unidos y Japón.

De lo anterior podríamos mencionar el ejemplo de los grandes avances en el campo de la fotografía, una herramienta que les permitió a los artistas capturar escenas que podrían luego usar de inspiración para sus pinturas.

Otro efecto sería que las ciudades y pueblos se desarrollaron vertiginosamente lo que trajo la atención de muchos campesinos que abandonaron las tierras para poblar las ciudades.

En consecuencia, hubo una mayor demanda de lugares donde vivir lo que propició un desarrollo de la arquitectura.

Otro momento importante del siglo XIX, fue la unificación de las diferentes naciones o estados independientes que conformarían luego al Imperio Alemán y a Italia.

Países que tendrían gran influencia en la arena internacional y donde nacerían grandes exponentes del arte moderno.

Entrando en el siglo XX, la Primera Guerra Mundial desarrollada entre 1914 y 1918, fue una conflagración que arrastró a la mayoría de los países europeos, dejando una importante marca en sus ciudadanos y por supuesto en los artistas.

Posteriormente, con la Segunda Guerra Mundial, otro conflicto que sacudió el mundo, se produce un éxodo de artistas europeos hacia Estados Unidos.

De tal forma que dicho país se convertiría en el epicentro del desarrollo de este tipo de arte.

Todos estos grandes acontecimientos y cambios sociales que afectaron al mundo durante estos siglos influyeron en los artistas no solo en cómo crearon su arte, sino que también constituyeron fuente de inspiración.

El siglo XIX, además, fue cuna de un avance en el campo de la filosofía lo que también influiría a los artistas.

Por ejemplo, el desarrollo del pensamiento político inspiraría a Gustave Courbet y otros en sus obras convirtiéndose en el principal exponente del Realismo en la pintura.

Por su parte, la publicación en 1899 del artículo «La interpretación de los sueños», obra más importante e influyente del médico austríaco Sigmund Freud, popularizó la noción del subconsciente propiciando a los artistas incursionarse en movimientos como el Simbolismo y el Surrealismo. 

Aparte de todo lo anterior, es importante conocer también que no todos los movimientos que caracterizan al arte moderno surgieron al mismo tiempo ni todos se desarrollaron igual en todos los países.

De ahí, la evolución de los mismos sea importante para analizar la historia del arte moderno.

Evolución del arte modero

Sin embargo, la fecha que se considera como el nacimiento del arte moderno es 1863, cuando Edouard Manet (1832-1883), exhibió su pintura «Le Déjeuner sur l’Herbe» (Almuerzo sobre la hierba) en París, Francia.

La obra fue considerada escandalosa por los conservadores académicos de Francia por mostrar en ella una mujer desnuda.

Pero esto sería solo el inicio de grandes cambios que se sucederían a lo largo de Europa para crear obras basadas en nuevos temas, métodos y materiales.

Posteriormente, vinieron años de singular importancia en la historia del arte contemporáneo. Fue un periodo dominado por el Impresionismo, como movimiento fundamental de la etapa y el primero en desarrollarse.

No obstante, hubo otros que también surgieron como el Realismo, el Arte Académica, el Romanticismo y el Simbolismo. 

Más tarde, se evidenció un número de revueltas en contra de las academias de arte y sus salones, muestra de que los preceptos de estas no concordaban con los nuevos estilos.

También, en los últimos años de los 90 se vio un declive del arte basada en la naturaleza, como la representada por el Impresionismo, y que conduciría a un realce de artes más serias basadas en la transmisión de un mensaje.

Posterior al año 1900, comenzó una etapa considerada una de las más excitantes del arte moderno.

Nuevos estilos surgieron como el Fovismo, el Cubismo y el Orfismo en Francia; mientras que en Alemania se desarrolló el Expresionismo.

Estos nuevos movimientos se apartaron y rechazaron las actitudes tradicionales con respecto al arte y buscaron defender sus propios intereses dentro del arte moderno.

Los desastres y la muerte causados por la Primera Guerra Mundial afectaron grandemente el desarrollo del arte.

Por un lado, muchos artistas europeos migraron hacia Estados Unidos desarrollando sus obras allá e impulsando el arte moderno en este país.

Por otro, en Europa surge un movimiento cargado de sentimientos nihilistas, el Dadaísmo.

El arte representativo pierde terreno ante las fotografías de las muertes causadas por la guerra; y los artistas se vuelven hacia el arte no objetivo para expresarse.

Los nuevos movimientos de esta etapa incluyen: Vorticismo, Suprematismo, Constructivismo, De Stijl, Neo-Plasticismo, Elementarismo y el ya mencionado Dadaísmo.

El período de entreguerras no fue menos convulso que el anterior por los grandes cambios políticos y económicos que se sucedieron y el arte abstracto continuaba siendo el dominante en especial en la pintura y la escultura.

En estos años llamó la atención el surgimiento de un arte que promovía los valores nazistas y soviéticos.

Pasada la década del 40, una vez más la guerra afectaría enormemente el desarrollo artístico.

Ya en la anterior conflagración se había sido testigo del éxodo de los artistas europeos hacia Estados Unidos; pues bien, en esta, París pierde por completo su posición como epicentro del arte moderno para establecerse en New York.

En consecuencia, surge en Nueva York el Expresionismo Abstracto el que sería el principal movimiento de la época.

Luego de los sucesos en el campo de concentración de Auschwitz, el Realismo perdió por completo todo su valor.

Mientras, el arte abstracto se consolidó aún más como el dominante del período, manteniéndose así durante los 20 años siguientes.

En la década del 60, comienzan los años engorrosos para determinar el punto final del arte moderno, pues algunos autores consideran que este se ubica al final de la segunda guerra mundial mientras que otros refutan esta posición.

Lo cierto es que en esta década surgen dos movimientos fundamentales que son incluidos dentro del arte modernos los cuales son el Arte-Pop y el Minimalismo.

El primero surgió por la influencia del desarrollo de la televisión y la explosión de la música pop.

Tuvo en las celebridades de Hollywood y la iconografía de la cultura pop el éxito del consumismo estadounidense.

Por su parte, el Minimalismo, evidenciado en la pintura y la escultura, fue una forma de arte que se desprende de las emociones y los gestos.

A pesar de todo, el arte moderno no terminó de manera abrupta o de repente, sino que fue un proceso gradual en el que nuevos movimientos y estilos fueron tomando su lugar y volviéndolo anticuado, para dar paso a lo que se conoce como arte contemporáneo.

Por supuesto, sucesos de la arena internacional influyeron también en esto y aquí destaca el auge masivo de la cultura pop.

Los nuevos movimientos, a diferencia del arte moderno, estarían enfocados hacia el estilo y darían gran importancia a la estrecha comunicación del artista con su audiencia.

Características del arte moderno

arte moderno caractersticas

El arte moderno abarcó un gran número de estilos y movimientos muy diferentes entre ellos, lo que hace difícil encontrar una característica en común entre todos ellos.

No obstante, hubo algo que los diferenció de sus predecesores y de los que vinieron después.

En cuanto a los modernistas, ellos creían en el valor que tenía el arte, a diferencia de los que les antecedieron, quienes ya daban por hecho la existencia de dicho valor.

Por otro lado, los sucesores del modernismo negaban rotundamente la idea de que el arte o la vida misma, tuviesen un valor intrínseco.

A pesar de lo planteado, el arte moderno tuvo algunas características que compartían en diferente grado sus distintos movimientos y que los seguía diferenciando del resto de los tipos de arte.

Como parte de estas características se puede afirmar que el arte moderno fue un fenómeno profundamente occidental, pues se inició en Europa producto de la revolución industrial y se extendió luego a los Estados Unidos.

Se contrapuso al arte académico que hasta esos momentos dominaba el espectro artístico europeo.

Tuvo un gran interés por culturas extranjeras siendo estas fuente de inspiración para muchos artistas.

Fue altamente innovador al emplearse nuevas técnicas como la cromolitografía; nuevos materiales que se adaptaban a las necesidades del artista y nuevos tipos de arte como diferentes formas de fotografía o el arte collage.

Se comenzó la comercialización de las obras de arte con el surgimiento de edificios destinados a este fin, las galerías de arte, y personas como el marchante.

Los artistas dejan de reflejar en sus obras los intereses de las instituciones política y religiosas, a la vez que la burguesía comienza a apadrinar a los artistas convirtiéndose en sus mecenas y principales clientes.

Al artista cuestionar los hasta ahora preceptos relacionados con el arte como sus límites y funciones, se empieza entonces a desarrollar un nuevo concepto de lo que es arte.

Los artistas comienzan a crear obras que admirarán por el valor que posean ellas mismas, dejando de usarlas como medio de transmitir mensajes políticos y religiosos.

El desarrollo de la fotografía permitió a los artistas desprenderse de la naturaleza y la representación figurativa de la misma para crear obras ya no tan fieles a ella.

El artista deja plasmada su intención en sus obras al realizar deformaciones que él decide realizar como resultado de un proceso de su introspección estética.

Las obras ya no tienen una figura reconocida, ya no son una mera copia de la realidad, tienen incluida la estética del artista y su intención personal, por tanto, están abiertas a múltiples interpretaciones de acuerdo al que la observe.

Fue de los tipos de arte más prolíficos vividos hasta el momento por la gran variedad de movimientos artísticos que se desarrollaron en casi un siglo de historia.

Ha sido el más diverso de todos los períodos de arte que se han sucedido pues no existió una tendencia general, ni una temática, ni una técnica que unificara a todos los movimientos que se desarrollaron, y esto es a su vez es una característica que los identifica.

Se considera un arte profundamente revolucionario, lo que provocó que no siempre gozara de la aceptación del público o de las instituciones especializadas.

Tipos de arte moderno.

Como ya hemos venido mencionando, al ser el arte moderno uno de los más prolíficos, la lista de todos los movimientos que se sucedieron es bastante extensa.

Es por ello, que solo mencionaremos algunos de los más representativos y que mayor impacto tuvieron.

  • Impresionismo
  • Fovismo
  • Cubismo
  • Futurismo
  • Expresionismo
  • Dadaísmo
  • Surrealismo
  • Expresionismo abstracto
  • Arte Pop

Ejemplos de arte moderno

arte moderno ejemplos

Hasta este momento hemos mencionado algunas pinturas que constituyen ejemplos representativos del arte moderno en sus movimientos más importantes.

Lo cierto es que el arte moderno no solo se evidenció en la pintura, aunque ésta tuvo una amplia representación e influencia, sino también se pudo ver expresado en otras manifestaciones artísticas y ahora listaremos algunas de ellas:

Escultura

  • Floating Figure (1927) de Gaston Lachaise
  • Endless Column (1938) de Constantin Brâncuși
  • Double Oval (1966) de Henry Moore.

Grabado

  • La madre del artista (1910) de Umberto Boccioni 
  • Pequeños mundos I (1922) de Vasili Kandinski 
  • La noche de Walpurgis (1923) de Ernst Barlach 

Arquitectura

  • Bauhaus Dessau (1926) de Walter Gropius
  • Farnsworth House  (1945) de Mies van der Rohe
  • The Glass House (1949) de Philip Johnson

Música

  • The Rite of Spring (1913) de Igor Stravinsky
  • A Survivor from Warsaw (1946) de Arnold Schoenberg
  • 4´33´´ (1952) de John Cage

Literatura

  • Mrs. Dalloway (1925) de Virginia Woolf
  • The Great Gatsby (1925) de F. Scott Fitzgerald
  • As I Lay Dying (1930) de William Faulkner

Apartado especial merecen las obras de Filippo Tommaso Marinetti y André Breton quienes fueron los ideólogos y fundadores de los movimientos Futurismo y Surrealismo respectivamente.

En el caso de Marinetti, en el año 1909 publicó en el periódico francés «Le Figaro«, el primero de sus dos Manifiesto Futurista, un año más tarde publicaría el segundo en esta misma publicación.

André Breton, por su parte también escribiría dos ensayos relacionados con el movimiento que fundó y dirigió a los que llamó «Manifiesto del Surrealismo« (1924) y «Segundo Manifiesto del Surrealismo« (1929).

Cine

  • Point Blank (1967) dirigida por John Boorman
  • Chinatown (1974) dirigida por Roman Polanski
  • Body Heat (1981) dirigida por Lawrence Kasdan
¡Te Recomendamos!